Bienvenido a la web de la Escuela de Surf SkoolSurf!

facebook
facebook
facebook
español español español
SkoolSurf Gijón
SKOOLSURF
NOTICIAS

Escuela oficial //

aprender a hacer surf

¿Cómo aprender a hacer surf?

El surf es algo más que un deporte. Es un estilo de vida lleno de sensaciones y buenas vibraciones. Por eso cada vez son más los que quieren saber qué se siente al dejarse llevar por la fuerza de una ola o cuáles son las sensaciones que hacen que el surf enganche.

En SkoolSurf llevamos el surf en vena. Por eso queremos enseñarte cuál es la mejor forma de aprender a hacer surf. Si lo pruebas estamos seguros de que te cautivará para siempre. 

Lo primero que te podemos recomendar es que si quieres aprender a surfear lo hagas en una escuela de surf profesional. Esta es, sin duda, la mejor forma de iniciarte ya que podrás avanzar mucho más rápido y corregir desde el principio los defectos y vicios más comunes. Los monitores profesionales te indicarán cómo debes comportarte en el agua, cuáles son los pasos a seguir y te recomendarán el mejor lugar de la playa para que puedas iniciarte, con olas suaves y pequeñas.

¿Te animas a coger tu primera ola? Pues sigue leyendo.

Elige un buen “spot” para un principiante. El lugar en que vas a aprender a hacer surf es básico, sobre todo para evitar percances imprevistos y para que tu toma de contacto no se convierta en algo frustrante. En el surf pasa como en todos los deportes, hay que comenzar por lo básico y, poco a poco, ir alcanzando tu metas. En este caso, olas más grandes y mejores. Evita playas con fondos rocosos, mareas fuertes y olas demasiado grandes.  El oleaje suave de la orilla será suficiente para tus primeros pasos en el surf. 

Sobre la tabla

Lo primero que tienes que aprender es a mantener una posición correcta sobre la tabla. Puedes ensayar en la arena tumbándote encima de ella, situando los pies justo sobre el borde del final de la tabla (el “tail”).

El centro de tu tronco -a la altura del esternón- debe coincidir con el centro de la tabla.  Mantén el pecho ligeramente elevado y las piernas juntas. Trata de no ladearte y distribuye tu peso correctamente.  Si no distribuyes tu peso correctamente la tabla se escorará dentro del agua.

Lo siguiente es saber cuál es el pie que irá delante, si el izquierdo o el derecho. Saberlo es sencillo. Ponte en pie con las piernas juntas, cierra los ojos y pide a un compañero que te empuje ligeramente. El pie el adelantes inconscientemente es el que irá en la parte delantera de la tabla, y el queda atrás es en el que tienes que atar el cable de sujeción a tu tabla, el “invento“. 

Antes de entrar al agua ensaya sobre la arena los pasos principales para el “take off” (ponerse en pie) .

La maniobra de colocación se inicia con la remada, y consta de cinco pasos. Coloca las manos a la altura del pecho apoyadas sobre la tabla, eleva el tronco, flexiona la pierna que va a quedar en la parte delantera de la tabla llevando la rodilla hacia el pecho para lograr un tercer punto de apoyo y, desde esa posición, da un pequeño salto para ponerte en pie, manteniendo las piernas flexionadas y los pies en paralelo. La idea es que quedes en cuclillas, manteniendo el centro de gravedad bajo….  

Quieres ver cómo se hace, en este vídeo explican perfectamente todos estos movimientos y los errores más comunes que un principiante debe evitar.  

La remada

Tener una buena técnica de remada es fundamental a la hora de aprender a hacer surf.

La remada es básica para manejarte en el agua con tu tabla, pero también a la hora de coger olas. La velocidad de la tabla hace que la ola te arrastre con la fuerza suficiente para que puedas surfear sobre ella. 

La remada tiene su técnica. Es fundamental que te sitúes en el centro de la tabla  y evites hacer balanceos. El tronco debe encontrarse erguido sobre la tabla, tu cuerpo se debe apoyar en la tabla a la altura del pubis.  Otro aspecto que debes cuidar a la hora de remar es la posición de tus pies. Han de permanecer juntos, con las piernas alineadas.  Trata de hacer una remada profunda. Evita  remar de formar superficial porque te cansarás más y avanzarás menos. 😉

Tus primeras olas. 

Para aprender a hacer surf lo mejor es comenzar con olas pequeñas, que rompan suavemente y en zonas poco profundas. Aprovecha esta primera etapa para ir mejorando tu posición sobre la tabla y ensayar tus primeros movimientos para el “take off“.  

Pero este no será tu único objetivo. Además, va a ser fundamental que comiences a familiarizarte con las olas, y experimentes cómo se comporta la tabla sobre el oleaje. 

Es importante que comiences a sentir la fuerza de las olas y cómo estas hacen que la tabla se deslice. Prueba a coger alguna ola tumbado o arrodillado sobre tu tabla para notar esa sensación. Con esto será suficiente en tus primeros intentos. Te va a encantar y seguro que tendrás ganas de coger más y más olas. Aquí empieza lo bueno. 😉

En esta fase las olas pequeñas y blancas, las “espumas”, van a ser tus mejores aliadas ya que te permitirán ganar en seguridad.

Cuando empieces a sentirte más seguro encima de la tabla y te hayas acostumbrado al oleaje, será el momento de comenzar a ponerte en pie y a tratar de mantener el equilibrio sobre la tabla. Es la segunda fase para todos aquellos que quieren aprender a hacer surf.  

Ten en cuenta que una vez que estés en pie sobre la tabla debes saber mantener el equilibro. Sitúa los pies en paralelo, las piernas siempre flexionadas y la mirada al frente. Además, debes alzar los brazos y colocar tu mano guía a la altura de los ojos para mantener el equilibrio. Ten en cuenta que no va a ser fácil y que te caerás muchas veces antes de conseguir surfear  tu primera ola, pero todo serán nuevas sensaciones, así que disfrutarás en cada intento.    

Ya has dado tus primeros pasos en el surf. Una vez que domines las espumas, es hora de adentrarte en el mar a por olas más grandes. 

Ahora la remada será  todavía más importante ya que vas a tener que nadar más allá de la zona donde rompen las olas, “el pico”. Este será tu nuevo reto.

 ¿Cómo enfrentarte a una ola? 

Para poder llegar a la zona en la que nacen las olas es básico traspasar una frontera que al principio te puede parecer imposible: la zona donde rompen las olas. Lo primero que aconsejamos a las persona que quieren aprender a hacer surf es mirar bien dónde y cómo rompe la ola, y si existe un canal que puede facilitarte el acceso. 

Para traspasar esta zona lo primero es enfrentarte a la ola con decisión, sin dejar de remar. Si paras, serás un objeto inanimado que la ola se llevará hacia la orilla y tendrás que volver a empezar. 

Encara la ola perpendicularmente, cualquier desviación te hará perder estabilidad y lo más probable que es que la fuerza con la que llega te dé un buen revolcón (una “lavadora” 🙂 ).

Para superar la ola debes ejecutar una maniobra denominada “hacer el pato“. Esto se consigue sujetando tu tabla por los laterales y empujándola hacia abajo, sumergiéndola todo lo que puedas justo antes de que la ola te golpee. Mientras la ola pasa sobre ti, empuja la parte posterior de la tabla con tu pie, manteniendo la tabla en posición horizontal. La ola habrá pasado y podrás seguir remando, hasta que llegue la siguiente. 

Este es uno de los aspectos más duros para los que están aprendiendo a surfear ya que a veces es muy frustrante remar y que una ola te lance de nuevo a la orilla. Pero en el momento en que lo consigas, estarás listo para pasar al siguiente nivel. 

A partir de ese momento comienza una nueva etapa en tu surf. Con olas más grandes y nueva sensaciones. Has dejado  de ser un principiante y ahora tienes ante ti un mundo de posibilidades para pasártelo en grande. ¡A disfrutar!